domingo, 9 de agosto de 2009

MI AMOR MAS GRANDE

Querida mamá
te amo tanto,
que quizás nunca me case,
pero no importa...
Tengo tu amor
que es para mí
el más importante.

Querida mamá,
madrecita de mi vida,
tú eres la flor
más hermosa de mi jardín.

Contigo he recorrido
tantos caminos,
a veces en silencio,
a veces compartiendo,
a veces discutiendo,
mas sin embargo,
siempre con un amor
infinito y eterno...

Querida mamá,
gracias,
por apoyarme en mis sueños,
gracias,
por aceptarme y amarme como soy,
por tus consejos y cariño,
gracias,
por permitirme
rayar tus revistas cuando era pequeña,
gracias,
por tu existencia en la mía.

Eres la persona más bella que conozco,
tú me distes la entrada a este mundo,
te he visto llorar,
madre mía,
como una niña
en lo profundo de tus ojos.

Con el tiempo,
mi querida mamá,
he aprendido a entenderte,
a aceptarte como eres,
a valorarte,
a amarte mucho más.

El tiempo nos vuelve sabias, madre,
sé que jamás podré agradecerte
todo lo que me has dado,
por ello le pido a Dios
que te llene de magníficas bendiciones, mi vieja.

Gracias por ser mi estrella
y guiar mis pasos,
cuando en la oscuridad
que a veces me ha envuelto,
tú has sido.

Es verdad que a veces he llorado
pensando en el día que me faltes,
más sin embargo,
he llegado a entender,
que aquí o allá,
tú siempre serás
mi mayor regalo.

Caracas, 05-08-2009